Cuidando de un gato bebé

Los gatos son una excelente mascota cuando ya gozan de cierta independencia y pueden subsistir por sí mismos. Ahora bien, ¿Sabemos como cuidar de un gato bebe cuando aún no sabe valerse por sí mismo?

Junto con los perros, los gatos son las mascotas más populares entre las personas. Los felinos son muy diferentes de los caninos, disfrutan mucho de su independencia y les gusta recibir afecto solo cuando a ellos les provoca. Además, tienden a ser animales muy inteligentes pues saben como llamar la atención a su propia manera.

Conociendo los cuidados de un gato bebé

Gato bebé ojos cerrados

Cuando tenemos un gato recién nacido, el común de las personas se enfoquen en proveerle leche y un espacio cómodo para que duerma y juegue; sin embargo, un gato bebé requiere de mucha más atención y cuidados que estos. Acá algunas características importantes:

  • Se considera un gato cachorro hasta los 5 meses de edad. En estos primeros meses es indispensable seguir ciertas recomendaciones para que nuestro gato pueda crecer fuerte y saludable.
  • Antes de los 5 meses ellos aprenderán las conductas necesarias para vivir por sí solos.
  • Al nacer, los gatos son muy frágiles y desvalidos.
  • En sus primeras semanas no poseen casi movilidad, tienen los ojos cerrados por lo que depende mucho de su madre.
  • En caso de que sea un gatito huérfano, nosotros debemos convertirnos en la madre de esta criatura.

5 Tips para cuidar de tu gato bebé

Quizás te pueda interesar:

Gato bebé jugando

Con esta mentalidad debemos aprender a proveer todo lo que el felino recién nacido necesite. A continuación, te damos una lista de tips para que cuides de tu nuevo gato bebé:

    1. Proporciona el alimento necesario para su desarrollo. La leche materna de la gata mamá o calostro es la fuente principal para el desarrollo de los gatos recién nacidos. Gracias a los anticuerpos y factores antimicrobianos, proporciona al felino los nutrientes y defensas requeridas para evitar enfermedades. Aliméntalos cada 3 o 4 horas de principio, al pasar el tiempo se irá extendiendo el tiempo de alimentación.
    2. Limpia y desinfecta tanto el biberón y la titina, como los juguetes que le pongas. Recuerda que es un animalito con pocas defensas que lo protejan de enfermedades.
    3. Dale un espacio cálido y cómodo donde dormir y jugar. Puedes utilizar una caja o cesta recubierta de un paño grueso que asegure mantener la temperatura corporal del felino. No lo dejes mucho tiempo a la deriva, asegúrate de que esté a salvo libre de peligros.
    4. Ten a mano un veterinario: en caso de que notes algo extraño en el comportamiento de tu gato o algún indicio de enfermedad, comunícate con un especialista para que te haga las recomendaciones necesarias sobre como proceder.
    5. Juega y diviértete con tu nueva mascota. Tomate tu tiempo para hacer contacto con él, para compartir y hacerlo parte de tu familia.

Alimentando a gato bebe con biberón

Si este artículo te gustó, tal vez quieras probar leer sobre otra posible mascota. Te recomendamos leer Cómo cuidar a un hámster

Siempre nos es grato leer sus comentarios, esta vez esperamos que nos cuenten las travesuras de sus gatitos.

Articulos relacionados

Copyright © 2017. Revista de Información en Español.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar